La vigencia del psicoanálisis, 20 años después

20º aniversario de la Sección Clínica de Madrid (Nucep)

Ciclo de encuentros y debates

Con motivo del 20º aniversario de su fundación, la Sección Clínica de Madrid (Nucep) organiza esta serie de encuentros y debates a lo largo de este curso académico 2020-2021 con el tema general: “La vigencia del psicoanálisis, 20 años después”.

Debate online La vigencia del psicoanálisis 20 años después

TERCER DEBATE

El acto analítico en la contemporaneidad

ALEA JACTA EST, (la suerte está echada), es la célebre frase pronunciada por César al atravesar el río Rubicón, que señalaba el límite entre la Galia e Italia, y que según la ley Romana ningún gobernador provincial podía atravesar con sus tropas, so pena de ser declarado enemigo público. Con esa decisión Cesar dio comienzo a una guerra civil que sería el principio del fin de a República romana.   

Esta decisión es considerada por Jaques Lacan como el paradigma del acto, en el momento de dar a luz su noción de acto psicoanalítico en el año 1967. Una extraña pareja de términos que implica profundamente al sujeto, pues este sujeto, en el psicoanálisis, es puesto en acto.

Hay acto en el principio del análisis, cuando se franquea su umbral, hay acto cuando se decide su conclusión. Hay acto cuando alguien se instituye como psicoanalista. 

¿Cuál es el acta de nacimiento del Psicoanálisis?, ¿la interpretación es un acto?, ¿el silencio es un acto? Son algunas de las preguntas que Lacan se formula. Lo cierto es que un acto transforma al sujeto, no será el mismo antes y después del acto. 

Que el inconsciente sólo pueda ser captado en la experiencia de un análisis a través de la interpretación, es porque se trata de un saber respecto del cual el sujeto está indeterminado. En el acto, por el contrario, el sujeto realiza su certeza, liberándose de los efectos del significante para ser, para hacer.

En el análisis es el analista el que hace el acto, pero su acto no es previsible, no es imitable, y solo a posteriori podremos valorar sus efectos, los cambios que se han podido producir. 

¿Qué especificidad puede tomar el acto analítico en la contemporaneidad, cuando las condiciones del ejercicio del psicoanálisis no son ya las mismas, cuando los síntomas tampoco son los mismos, cuando los sujetos han perdido las brújulas de la tradición y los imperativos de goce se extienden como reguero de pólvora?

INTERVINIERON

Araceli Fuentes “Vigencia del psicoanálisis: clínica del ser hablante”
LEER >

Amanda Goya “Vigencia del psicoanálisis: las sesiones lacanianas”
LEER >

Gabriela Medín “El acto analítico en la contemporaneidad”
LEER >


SEGUNDO DEBATE
Comienzos de análisis

En este segundo debate, celebrado el 25 de septiembre de 2020, nos interesa interrogar el comienzo de un análisis. ¿Cuándo comienza? ¿Cómo comienza? ¿Puede hacer algo el analista para favorecer su inicio? 

Ya el plural del título nos habla de una multiplicidad de formas de inicio que, sin embargo, se acompañan de una constante. Así como el final está marcado por una satisfacción nueva, el inicio necesariamente deviene de un síntoma -algo que no va- que lleva a un sujeto a levantar el teléfono y hacer una demanda a quien supone que lo puede ayudar. La demanda se sostiene en un malestar, una crisis, una desestabilización o una pregunta que se formula el propio sujeto y que puede abrir la experiencia del inconsciente. Es necesaria la presencia de un síntoma, una piedra en el zapato, que se pondrá en palabras en las primeras entrevistas. Es en ellas donde el analista pescará los significantes preponderantes de la vida del sujeto orientando la cura hacia lo real del síntoma, hacia su insoportable por fuera del sentido. Esto es lo que permitirá que la transferencia se instale y el sujeto se ponga al trabajo.

INTERVINIERON

Joaquín Caretti “Las entrevistas preliminares”
LEER >
Ana Ruth Najles “Comienzos de análisis”
LEER >
Mónica Unterberger “Comienzos de análisis”
LEER >


PRIMER DEBATE
La vigencia del psicoanálisis, 20 años después

Desde el descubrimiento freudiano del inconsciente a la época actual se han producido grandes cambios en el lazo social, la subjetividad y el malestar en la cultura. Lacan renovó la teoría freudiana para poder orientar la clínica en una perspectiva ética que va más allá de su vertiente terapéutica.  Al mismo tiempo, hizo existir el psicoanálisis como una práctica y un discurso que respondiera a los nuevos desafíos e impasses del malestar en la civilización. La vigencia del psicoanálisis también se pone a prueba en su capacidad para poder leer e interpretar los nuevos fenómenos contemporáneos y la subjetividad de la época.

El ciclo dio comienzo el 15 de julio 2020 con este primer encuentro en el que participaron los coordinadores de la Sección Clínica de Madrid (Nucep) que han ejercido su función desde su creación hasta la actualidad.

INTERVINIERON

Carmen Cuñat “Vigencia del Psicoanálisis hoy, 20 años después”
LEER >
Santiago Castellanos “La radicalidad subversiva de la práctica clínica”
LEER >
Rosa López “La vigencia del psicoanálisis 20 años después”
LEER >
Mercedes de Francisco “El porvenir del psicoanálisis”
LEER >
Gustavo Dessal “Clínica de la actualidad, actualidad de la clínica”
LEER >

Suscríbete a la newsletter de la Sección Clínica de Madrid (Nucep) para recibir toda la información de los próximos debates en tu email.

Newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter y y entérate de todas las actividades y noticias de la Sección Clínica de Madrid (Nucep).

SUSCRIPCIÓN

Síguenos en Facebook
Síguenos en Twitter